Creo que como a todo aquel que ha tenido que poner una cenefa pegada en una habitación, en el momento en que vas a pegarla, ni por asomo piensas en lo que te va a costar quitarla luego, si no en que no se tuerza cuando la estás pegando, por tanto Hala!!!, a ponerle cola que no se caiga.

Bueno, la verdad es que yo ni lo pensé, así que ahora me encuentro con que mi hijo ya no quiere su cenefita infantil y la tengo que quitar, vaya faenita de verano.

Me puse manos a la obra y cuando vi que aquello no salía, empecé a investigar por internet, y encontré toda esta información.

1.-¡ Hay que mojarla!… y yo con una esponja,¡ a mojarla!.

2.- Si está barnizada ¡hay que mojarla con agua caliente!… y yo ¡a calentar el agua!.

3.- ¡Hay un producto arranca papeles!… y sí se llama así  y claro yo a comprarlo¡ 8€ a la basura!.

4.- ¡Lo ideal es una vaporeta! y yo, bueno, no tengo una vaporeta en casa pero sí una plancha de vapor bastante potente,¡ y funcionó !.

Me subí el armatoste a la habitación y ya está, a planchar la pared. Con una rasqueta me iba ayudando pero sale bastante fácil.

Si os encontráis en la misma situación, os aconsejo que lo probéis primero, porque cuanto menos tiempo lleva el papel pegado, más cuesta quitarlo.

 

 

 

 

 

Translate »
A %d blogueros les gusta esto: